Porcino

Seleccionamos nuestras carnes de cerdo por su procedencia, tanto por los orígenes con tradición porcina, como por la calidad en el cuidado y el desarrollo de los cerdos, criados en granjas con espacios al aire libre y en dehesas arboladas. Cerdos ibéricos, celtas o blancos que se distinguen por su carne magra, sus vetas finísimas de grasa, su color rosado y su sabor suave y dulce. Una carne blanca muy sabrosa, que preparamos en cortes delicados para degustar de mil maneras.

Filtros activos